cifranovgrande

El Ministerio de Salud de la provincia informó a través del Centro Único de Donación, Ablación e Implante de Órganos y tejidos (CUDAIO) que dos personas fallecidas en el rosarino Hospital de Emergencias Clemente Álvarez (HECA) posibilitaron el trasplante a nueve pacientes de la lista de espera de Incucai.

El Director de CUDAIO, Dr. Martín Cuestas, consignó que de este modo durante el mes de agosto el efector municipal rosarino fue el mayor generador de trasplantes en todo el país.

Los implantes se realizaron en distintas provincias según criterios estandarizados de urgencia, cercanía, compatibilidad anatómica y biológica, entre otros. Cabe destacar que dos trasplantes fueron posibles a través de la partición de uno de los hígados donados en dos lóbulos destinados a sendos pacientes.

El Dr. Cuestas agregó que “en agosto la provincia de Santa Fe aportó cinco donantes de órganos. Los otros tres procesos referidos tuvieron lugar en el Hospital Cullen y la Clínica de Nefrología, ambos de la ciudad capital”.
A nivel nacional hubo 45 donantes en el mes, a partir de los cuales se hicieron 119 implantes en el país. La lista de espera continua estabilizada en alrededor de 7900 pacientes en el país 553 en Santa Fe.

Alta calidad de los procesos de donación en Santa Fe
Las cifras divulgadas no sólo muestran la dimensión cuantitativa de la actividad de donación-trasplante, sino también la calidad de los procesos. Esto se ve reflejado, en gran medida, en el promedio de pacientes que reciben órganos por cada persona que dona y, a su vez, en la cantidad de órganos ablacionados que terminan siendo efectivamente implantados.

“La clave para que los procesos de donación no sólo sean más sino mejores es el profesionalismo y dedicación del personal médico y hospitalario que participa en ellos. En ese sentido, se destaca que en nuestra provincia el 100% de las 37 donaciones que se lograron a lo largo de 2016 fueron efectivas (todas posibilitaron uno o más trasplantes). Y, además, Santa Fe tiene el más alto promedio nacional, con 2,83 trasplantes por cada donante”, concluyó Cuestas.